Sonora

Exigirá el diputado del PT, Filemón Ortega Quinto que se dé celeridad a los resultados de los estudios del agua en el Río Yaqui

single-image

Que se dé celeridad a los resultados de los estudios del agua en el Río Yaqui para comprobar si hubo o no contaminación en el Municipio de Ónavas, es lo que exigirá el diputado del PT, Filemón Ortega Quintos, representante del Distrito 21 en el Congreso local, al secretario de Salud, Enrique Claussen Iberri.

Dijo que los pobladores de dicha comunidad le manifestaron su preocupación, pues aseveran que la calidad del agua del afluente utilizada para consumo diario es mala, por eso comenzó a morir fauna de la región y temen que haya sucedido un nuevo derrame minero.

“La información que tenemos directamente de los pobladores es de que sí hay muchas probabilidades de que se haya presentado un derrame. Estamos como integrantes de la Comisión de Minería y como presidente de la Comisión de Salud, pidiendo a las autoridades competentes como Semarnat, Profepa y al Gobierno, que nos den la información correspondiente”.

El legislador comentó que solicitarán también se realicen las investigaciones correspondientes, para comprobar si hubo derrame en el Río Yaqui y se muestren pruebas certeras.

Desde el viernes, mencionó que se envió una petición a Semarnat y Profepa por parte de la Comisión de Minería del Congreso del Estado, para que a la brevedad rinda una explicación de lo sucedido.

TARDARÁN 10 DÍAS RESULTADOS DE LABORATORIO

En un plazo máximo de 10 días se tendrán los resultados de laboratorio que revelen las causas de mortandad de los peces en el Río Yaqui, específicamente en la comunidad de Ónavas, y así confirmar o en su caso descartar si se trata de contaminación por el derrame minero, informó José María Martínez Rodríguez.

El director del Organismo de Cuenca del Noroeste de la Conagua informó que fue a través de denuncias públicas en redes sociales de cómo se percataron de dicha situación, por lo que se ordenó el cierre del suministro de agua que proviene del Río Yaqui y se envió una pipa de 10 mil litros para distribuir agua potable a las 150 familias que habitan en Ónavas, así como agua embotellada.

Además, el sábado se procedió al levantamiento de muestras por parte de la Comisión Nacional del Agua (Conagua) y la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) para analizar la calidad del líquido y detectar posibles residuos tóxicos que pudieran haber causado la muerte de los peces.

Sin embargo, hasta el momento ni los inspectores de Profepa, ni Conagua han detectado evidencia del presunto derrame ocasionado por la mina San Antonio, misma que según Protección Civil estatal lleva un año inoperante; tampoco se localizó a la persona que reportó el suceso, por lo que las instancias deberán esperar resultados de laboratorio.

“Por nuestra parte se tomaron muestras en el cauce, en un pozo y en una pileta, estos resultados van a tardar de una semana a 10 días. Tenemos informes de las otras dependencias y de los propios inspectores de la Conagua, que no se ha detectado hasta el momento algún derrame”, señaló la Dirección de Conagua Sonora.

 

 

Tambien te puede interesar